Josemephisto

is creating Josemephisto

0

patrons

$0

per month
La música es el lenguaje de las almas, por tal motivo ha sido considerada como terapiade motivación personal. Sus ritmos inspiran gozo, humor y fantasía. Es recomendable escuchar canciones y melodías con mensajes positivos que contagien entusiasmo. Los ritmos tropicales resultan óptimos para levantar el ánimo y avivar el espíritu. La música armoniza el ambiente, alimenta de energía a los sortilegios y aleja las malas vibraciones;
es además propicia para la concentración, la reflexión, la filosofía, el ejercicio físico y mental, las prácticas mágicas, la relajación y el amor.
Ha sido parte de la humanidad desde las primeras eras cuando los huesos de animales prehistóricos eran convertidos en instrumentos musicales por el hombre primitivo; es preciso mencionar que existen tonadas y baladas que son reconocidas como “mal programadoras” porque al escucharlas, sin darnos cuenta nos ponemos malhumorados, tristes o nostálgicos. Son fáciles de reconocer porque el mensaje que nos dejan es derrotista o demasiado dramático. Al escucharlas debemos ignorar su mensaje y decretar situaciones más positivas y propicias.
Escuchar buena música es recomendable para invocar amparo espiritual, armonía, buenos deseos, dinamismo, buen humor, sensibilidad y felicidad.
Se ha comprobado que en aquellos lugares en donde se escucha con frecuencia música suave con mensaje efectivo, los niños desarrollan su intelecto y capacidad de aprendizaje rápidamente y las plantaciones crecen con mayor exuberancia
La música es considerada como un derroche de emociones que inicia su recorrido en el inconsciente colectivo de todos los seres humanos.
La música es el lenguaje de las almas, por tal motivo ha sido considerada como terapiade motivación personal. Sus ritmos inspiran gozo, humor y fantasía. Es recomendable escuchar canciones y melodías con mensajes positivos que contagien entusiasmo. Los ritmos tropicales resultan óptimos para levantar el ánimo y avivar el espíritu. La música armoniza el ambiente, alimenta de energía a los sortilegios y aleja las malas vibraciones;
es además propicia para la concentración, la reflexión, la filosofía, el ejercicio físico y mental, las prácticas mágicas, la relajación y el amor.
Ha sido parte de la humanidad desde las primeras eras cuando los huesos de animales prehistóricos eran convertidos en instrumentos musicales por el hombre primitivo; es preciso mencionar que existen tonadas y baladas que son reconocidas como “mal programadoras” porque al escucharlas, sin darnos cuenta nos ponemos malhumorados, tristes o nostálgicos. Son fáciles de reconocer porque el mensaje que nos dejan es derrotista o demasiado dramático. Al escucharlas debemos ignorar su mensaje y decretar situaciones más positivas y propicias.
Escuchar buena música es recomendable para invocar amparo espiritual, armonía, buenos deseos, dinamismo, buen humor, sensibilidad y felicidad.
Se ha comprobado que en aquellos lugares en donde se escucha con frecuencia música suave con mensaje efectivo, los niños desarrollan su intelecto y capacidad de aprendizaje rápidamente y las plantaciones crecen con mayor exuberancia
La música es considerada como un derroche de emociones que inicia su recorrido en el inconsciente colectivo de todos los seres humanos.

Recent posts by Josemephisto